Dos cartas renuncian a la violencia

“Renunciar a la violencia y amar a nuestros enemigos”. Esto es parte de ser pacificadores, según las Convicciones Compartidas del Congreso Mundial Menonita.

Viviendo esa convicción, el 13 de septiembre de 2019, 13 iglesias anabautistas en los Estados Unidos firmaron una carta dirigida a la National Commission on Military, National and Public Service. La carta solicitaba que los hombres y las mujeres no esten obligados universalmente al servicio militar, que las disposiciones para los objetores de conciencia permanezcan y advirtió contra la influencia militar en las escuelas y el reclutamiento desproporcionado entre las comunidades de poco recursos económicos y las comunidades de color.

Citando el sermón de Jesús en Mateo 5, la carta dice: “Como objetores de conciencia, creemos que Jesús ordena tener reverencia por cada vida humana, ya que cada persona está creada a imagen de Dios…. Nuestra oposición a la guerra no es cobardía, sino una expresión del amor perdonador de Cristo como se muestra en la cruz”.

La carta conjunta surgió de una consulta organizada por el Comité Central Menonita de los Estados Unidos el 4 de junio de 2019 en Akron, PA., EE.UU.

Los firmantes de la carta (las iglesias miembros del CMM están marcadas con un asterisco)

  • Beachy Amish
  • Brethren Church
  • Brethren in Christ U.S. (Hermanos en Cristo de EE.UU.)*
  • Bruderhof
  • Church of the Brethren (Iglesia de los Hermanos)
  • CMC (Conferencia Conservadora Menonita)*
  • Evana Network
  • LMC – una comunidad de iglesias anabautistas*
  • Comité Central Menonita de EE.UU.
  • Iglesia Menonita de EE.UU.*
  • Red Menonita de Misiones
  • Old Order Amish
  • Old Order Mennonites

La Conferencia de las Iglesias de los Hermanos Menonitas de los Estados Unidos envió una carta por separado, basada en las inquietudes derivadas de su Confesión de Fe.

El amor por los enemigos

Un donante del CMM recientemente adjuntó una “Letter from Vietnam to American Christians” (Carta de Vietnam a los cristianos estadounidenses) de los obreros misioneros estadounidenses en Vietnam en 1967, una voz del pasado para la situación actual.

Citando delitos graves contra la justicia social, la vida humana y la fe cristiana como resultado de la intervención militar de los Estados Unidos en ese país. Los miembros del Committee of Concern en Vietnam pidieron “una verdadera consideración por los intereses y necesidades de la mayoría vietnamita; un cambio de corazón que…acepte las consecuencias de los fracasos y errores pasados…; un cambio de política y táctica que les mostrará que nuestra principal preocupación es su propio bienestar, autoestima e independencia; un espíritu tolerante que no obligaría a otros a alinearse con nosotros…; una nueva demostración de nuestra confesión de que en Cristo no hay oriente ni occidente”.

Tran Quang Thien Phuoc comenta: “Aprecio que sugieran que debemos tomar los intereses de la mayoría vietnamita (incluidas las personas desplazadas, los agricultores y todos los carenciados) como prioridad principal”. El joven líder de la iglesia miembro del CMM en Vietnam se desempeñó como pasante del IVEP en la oficina de la ONU del CCM en Washington (2017–2018).

Está agradecido por el testimonio menonita que también evitó la violencia en las tácticas misioneras. “Los menonitas que vinieron y vivieron entre el pueblo vietnamita… han forjado  una amistad que perdura. La Iglesia Menonita de Vietnam en la actualidad debe su existencia en parte a ellos”, afirma él.

—Comunicado del Congreso Mundial Menonita

Comments: