Noticias

No temamos: Oraciones respecto del COVID-19

fecha de publicación: 
Viernes, 20 Marzo 2020

Con el Coronavirus (COVID-19) inquietando la familia humana global, los líderes del Congreso Mundial Menonita ponemos nuestra confianza en el Dios vivo quien dice: No tengas miedo, pues yo estoy contigo; no temas, pues yo soy tu Dios.Yo te doy fuerzas, yo te ayudo, yo te sostengo con mi mano victoriosa (Isaías 41:10).

Únete a nosotros ahora en oración por la seguridad de la familia anabautista mundial y por el fin de esta epidemia. Toma todas las precauciones recomendadas por las autoridades sanitarias. Habiendo hecho lo posible, descansa en la confianza que Dios proveerá. “Dejen todas sus preocupaciones a Dios, porque él se interesa por ustedes” (1 Pedro 5:7).

  • Alabemos a Dios por la disminución de nuevas infecciones por Covid-19 en varios países.
  • Alabemos a Dios por los trabajadores de la salud quienes trabajan incansablemente para salvar vidas. Oremos por su salud y seguridad, pues ellos sirven poniéndose en riesgo a sí mismos.
  • Oremos para que los gobiernos ejerzan sabiduría y compasión a la hora de responder al brote y a los efectos sociales y económicos que resulten del mismo.
  • Oremos por aquellos que están sufriendo pérdidas, depresión, aislamiento y la enfermedad misma.
  • Oramos por misericordia. Los sistemas de salud están sobrecargados. Las economías están en crisis. Mucha gente siente desesperación: que estas personas puedan recurrir a Dios.
  • Oremos por un espíritu de calma y generosidad. La escasez de camillas de tratamiento, equipos de protección médica y suministros de medicamentos son una verdadera preocupación. Oremos para que las personas colaboren y compartan recursos, ayudándose tanto como sea posible.

Incluso en medio de problemas profundos, nos unimos desde diferentes lugares del mundo para seguir a Jesús, quien nos da esperanza.

“Pero una cosa quiero tener presente y poner en ella mi esperanza: El amor del Señor no tiene fin, ni se han agotado sus bondades. Cada mañana se renuevan; ¡qué grande es su fidelidad! Y me digo: ¡El Señor lo es todo para mí; por eso en él confío! El Señor es bueno con los que en él confían, con los que a él recurren.

“Es mejor esperar en silencio a que el Señor nos ayude” (Lamentaciones 3,21-26).

—Comunicado del Congreso Mundial Menonita

#followingJesus
#sigamosaJesús
#suivreJésus

Añadir nuevo comentario