Noticias

García hace un llamado a una 'misión desde abajo' en medio de las cambiantes realidades mundiales

fecha de publicación: 
Lunes, 3 Marzo 2014

Chicago, Illinois, EE.UU. – “¿Qué pasaría si, siguiendo el ejemplo de las órdenes monásticas, hubiese un ‘voto de pobreza’ en los equipos misioneros multiculturales que se aplicara a todos?”

Esta pregunta, planteada por César García en la consulta anual del Consejo de Ministerios Internacionales del 22 de enero, se centró en una de sus propuestas de cómo las agencias misioneras podrían responder ante las cambiantes realidades mundiales.

“Algunos de los intentos que se realizaron con respecto a un modelo de cooperación entre las agencias norteamericanas y las agencias del sur han fallado debido a las enormes disparidades entre los miembros de un mismo equipo,” señaló García de Bogotá, Colombia, actual Secretario General del Congreso Mundial Menonita (CMM).

“Un énfasis anabautista en la simplicidad como un requisito para cada miembro del equipo, independientemente del país de origen, podría ayudarnos a evitar muchos problemas,” agregó García.

Este llamado a un nuevo estilo de presencia misionera – también conocido como “misión desde abajo” – cubrió varias presentaciones de García en la consulta del Consejo de Ministerios Internacionales, la cual reunió a varios representantes de agencias misioneras y de servicio norteamericanas.

El tema del día fue: ¿Cuál es el lugar de la agencia misionera de América del Norte en medio de las cambiantes realidades mundiales? La consulta este año se realizó, en parte, como preparación para la próxima Asamblea del CMM que se llevará a cabo del 21 al 26 de julio de 2015 en Harrisburg, Pennsylvania. Durante una presentación, García describió una serie de realidades para la comunidad anabautista mundial de alrededor de 1,7 millones de miembros.

La principal influencia del pentecostalismo en el sur del mundo es la realidad teológica existente. García expresó su preocupación “sobre los puntos de vista ‘románticos’ en América del Norte que comparer al pentecostalismo del sur del mundo con el anabautismo” y pasan por alto los problemas creados por fuertes líderes que causan división, los cuales enfatizan un “evangelio de la prosperidad” en lugar de un evangelio de paz y justicia y a un Cristo crucificado. “Tenemos que evitar tanto la ‘Carismanía’ como la ‘Carisfobia’…. Necesitamos los valores y el compromiso de ambos, del anabautista y del pentecostal,” dijo García.

Una realidad eclesiástica es que muchas iglesias que están surgiendo todavía están relacionadas con agencias misioneras en vez de relacionarse directamente con otras iglesias. García hizo hincapié en la importancia de las relaciones de iglesia - iglesia tanto para la iglesia que apoya como para la que surge.

Para resaltar la realidad geográfica, García presentó unos mapas en los cuales se ve que la mayoría de los obreros misioneros que se envían fuera de su propio país provienen del norte del mundo. Los mapas también muestran el crecimiento de las iglesias y la actividad misionera en el sur del mundo, donde las iglesias cuentan con menos recursos y donde el alcance misionero tiende a ser más local que mundial.

En una segunda presentación, García propuso algunas maneras en las que las agencias norteamericanas podrían responder; Pidió más interdependencia. Enfatizó que, “las agencias deben hablar entre sí o el testimonio se verá afectado de forma negativa.” También abogó por un compromiso a una misión integral. “El mensaje implícito recibido en el sur en el pasado ha sido que las agencias de servicio y las misioneras no pueden trabajar juntas.”

García concluyó su presentación final con la propuesta de dar una nueva mirada a las “raíces monásticas misioneras del anabautismo.” También comentó: “Las agencias anabautistas han seguido patrones protestantes de misiones durante muchos años. ¿Sería este el momento de recurrir a los patrones monásticos para aprender de ellos sobre temas tales como la administración, los equipos multiculturales, los ministerios integrales y la misión desde abajo?”

Según Stanley Green, Director Ejecutivo de la Red Menonita de Misiones y uno de los organizadores de la consulta, “Los cambios mundiales que nos están afectando a todos nos llaman a lo que yo me referiría como ‘Third Way mission’ que por un lado se mueve más allá del imperialismo y por el otro al abandono de nuestro llamado a las misiones, a un compromiso con nuestros socios de trabajo en el mundo que se caracteriza por la reciprocidad y la interdependencia.”

Comunicado del CMM por Ron Rempel
Para leer el texto completo de la presentación de César García, ver aquí

 

 

Geographic representation: 
North America

Comentarios

Muy valiosa esta perspectiva en cuando al ministerio, como anabautistas nuestra identidad debería guiarnos a hacer las cosas diferentes... tal como lo dice César García "Un énfasis anabautista en la simplicidad como un requisito para cada miembro del equipo, independientemente del país de origen, podría ayudarnos a evitar muchos problemas"
Un buen punto de partida para comprender el protestantismo en América Latina es el pentecostalismo, ya que representa un gran porcentaje de creyentes. La pregunta aquí sería como relacionar el anabautismo con el pentecostalismo, en la teoría quizás están distantes, pero en la práctica a veces se encuentran unidos ya que se perciben iglesias menonitas con influencia pentecostal en varios países. No es precisamente algo malo esta relación entre pentecostales y menonitas, lo que nos debería llamar la atención es cuando se pierden los distintivos menonitas, cuando se abandonan las iniciativas de paz, justicia y no violencia, cuando nuestro sentido de comunidad se pierde ante el individualismo.
Para realizar misiones en los "países del sur" se deben seguir parámetros contextuales de nuestros países... la historia del protesantismo en América Latina lo ha mostrado, cuando se realizan misiones con mentalidad extranjera, más que evangelismo en nuestros países se observa proselitismo ideológico. Se hace necesario crear una mentalidad misionera contextual, que los misioneros del sur provengan de países en el sur, la relación que propone César García de relaciones Iglesia-Iglesia.
Muy buen artículo como punto de partida para desarrollar esta temática, que nuestro Señor guíe toda esta preparación para la asamblea del CMM para el 2015 en Harrisburg, Pennsylvania.

Gracias por tu retroalimentación y por compartir tus puntos de vista. Aprecio mucho este tipo de interacción. Por favor sigue orando por el Congreso Mundial Menonita y por nuestra Asamblea en 2015.
¡Bendiciones! - César García

Añadir nuevo comentario